Inicio/Programas/Patrimonio Corporal y Territorio

PROGRAMAS

presentacion13.jpg

Patrimonio Corporal y Territorio

En la actualidad vivimos en una sociedad que generalmente valora el cuerpo como una herramienta productiva, dejando de lado la importancia de éste como parte importante de nuestro bienestar como seres humanos. Esta problemática ha provocado una serie de comportamientos individuales y sociales, que determinan la manera en la que nos comunicamos, relacionamos, expresamos y creamos. 

 

El programa Movimiento y Patrimonio Corporal aporta a la reflexión de esta dinámica social, a través de metodologías que fomentan el reconocimiento del cuerpo y sus movimientos como parte esencial de nuestra identidad; desarrollar nuevas formas de divulgación de nuestro patrimonio cultural; impulsar dinámicas de trabajo que fortalezcan la confianza individual y colectiva; y promueven la utilización de conocimientos creativos de las artes del cuerpo en comunidades que afrontan problemáticas sociales.

Dando como resultado registros audiovisuales de movimientos corporales, cartografías comunitarias y coreografías sociales. 

 

La primera iniciativa realizada fue el Acervo de Movimientos Corporales, el cual busca investigar, preservar y promover los movimientos corporales realizados en las actividades cotidianas de las comunidades indígenas de México, que se están perdiendo debido a los efectos socioeconómicos y culturales del modelo neoliberal. En este sentido, propone una serie de acciones para la revalorización del movimiento corporal y las formas de vida tradicionales creando una continuidad propositiva de aquellos movimientos que son parte de la identidad de estas comunidades y que pueden ser un aporte para las nuevas generaciones en materia de salud, educación, cultura y artes.

 

México es uno de los países con mayor riqueza cultural en América y el mundo, esto se ve reflejado en su legado arqueológico, histórico y artístico y en la significativa cantidad de comunidades indígenas vivas en el país, mismas que han sido base de un sinnúmero de investigaciones en el área de patrimonio, tanto material como inmaterial.

 

Actualmente podemos observar que las políticas públicas en materia de preservación patrimonial inmaterial se han extendido hacia diversos ámbitos como: las acciones tomadas por la Fonoteca Nacional INBA para la preservación de sonidos en peligro de extinción (ejemplo: sonido del camotero o sonido del cilindrero en el centro de Distrito Federal), el Catálogo de Lenguas Indígenas Nacionales desarrollado por Instituto Nacional de Lenguas Indígenas  o  el acervo de coreografías de autores mexicanos registrado por el CENIDI-Danza José Limón, entre otros. Sin embargo, no existe ninguna acción en materia de preservación del único elemento que es consustancial a cualquier actividad humana; el cuerpo y su movimiento.La manera en que el hombre se mueve, ligada al entorno cotidiano, es sin lugar a dudas, parte importante del patrimonio cultural inmaterial y pieza clave de la cabal preservación de todo patrimonio inmaterial.